FUNDACIÓN ACCENTURE APOYA EL PROGRAMA MUJERES CONSTRUCTORAS DE ALTERNATIVAS

FUNDACIÓN ACCENTURE APOYA EL PROGRAMA MUJERES CONSTRUCTORAS DE ALTERNATIVAS

A través de un nuevo convenio de colaboración, Fundación Accenture continúa brindando su apoyo a los proyectos de CINDE en El Salvador, en esta ocasión, al proyecto Mujeres Constructoras de Alternativas.

En El Salvador, el 53% de las mujeres están inactivas laboralmente y de cada 100 mujeres con actividades remuneradas, 47 se encuentran en el sector informal. En el ámbito urbano, las actividades en este sector comprenden, principalmente, la venta ambulante, venta en los mercados populares y pequeños comercios, puestos callejeros de comida y tareas domésticas en casas ajenas. Se trata de actividades de subsistencia, con una productividad muy baja y que les reporta ingresos insuficientes para satisfacer las necesidades básicas de su hogar.

Mujeres Constructoras de Alternativas nace en 2006 con el objetivo global de mejorar la situación socioeconómica de mujeres que trabajan en el sector informal en las zonas urbanas marginales de San Salvador y, con ello, mejorar las condiciones de vida de sus familias. Esto se consigue a través de tres objetivos específicos:
1) Proporcionar acceso a préstamos a bajo interés, a través de bancos solidarios de microcréditos, para que puedan adquirir la mercancía, utensilios o materias primas necesarias para su venta o negocio a un menor coste y, de esa manera, incrementar el margen de ganancias y tener capacidad de ahorro.
2) Facilitar la adquisición de nuevas destrezas y conocimientos, a través de talleres y cursos de formación, de tal forma que puedan conseguir un empleo formal, o bien, mejorar su negocio actual o emprender uno nuevo.
3) Mejorar su autoestima y empoderarlas para que adquieran seguridad en sí mismas y se sientan capaces de emprender nuevos proyectos.

El 27 de octubre de 2010 se constituyó formalmente una cooperativa de ahorro y crédito con mujeres integrantes de los bancos solidarios de microcréditos y a partir de entonces la metodología de los bancos se orienta hacia la formación y preparación de las mujeres para que, después de pasar por todas las etapas de los bancos, se integren en la Cooperativa de Ahorro y Crédito, Consumo y Comercialización de Mujeres Constructoras de Alternativas de R.L. (ACOMUSOL).

El hábito del ahorro y las experiencias como inversionistas en sus negocios han brindado a las mujeres la capacidad de demostrarse que sí eran capaces de ahorrar, de hacer crecer sus negocios y brindar más oportunidades a sus hijos, y con esto se ha empezado a producir una mejora en sus condiciones de vida y las de sus familias.